Megan Fox desnuda

Posted in Colaboradores, Reflexiones, Tlacaélel on June 28th, 2010 at 5:37 by Tlacaélel

El bloqueo del escritor de blog siempre es el más banal. La mayoría de nosotros, no somos escritores de verdad. Ni siquiera podemos ser considerados escritores amateur. Muchos, solo se dedican a publicar imagenes, fotos, audio y video: no texto. Teniendo una plataforma multimedia tan rica, uno esperaría que un blog fuera la última frontera de comunicación para la literatura, ciencia y las artes audiovisuales, el lugar donde las grandes mentes del siglo XXI pueden enriquecer su experiencia y la de sus lectores con elementos únicos, diseñados para establecer una relación más íntima entre creadores y consumidores de información que nos enriquezca a todos…pero no. Hay muy pocos así, casi ninguno. Es una pequeña élite de buenos blogs, profesionales, con gente inteligente detras y en verdad muy cercanos a las humanidades y a la ciencia.

Abajo de éstas chispas de luz en la oscuridad, se encuentra “la masa”. Aunque no creo que sean mayoría, si son muchos los blogs que se deben a la pornografía y la descarga ilegal. Tanto pornógrafos como distribuidores de warez saben explotar muy bien las plataformas multimedia. El problema con éste tipo de sitios es que muchos quieren instalar software malicioso en tu computadora, todos fomentan que llenes tu disco duro con no se que cantidad de información que nunca verás completa (porque es mucha) y hasta puede ocurrir que recibas demandas de un montón de ejecutivos indignados por ser asquerosamente ricos, pero no tanto como para que sus tataranietos vivan de esa fortuna…y ¡es tu culpa! También, me han dicho que éstos blogs contribuyen a la pérdida de la capacidad de lectura/escritura en jovenes del tercer mundo (*silbidos*).

Junto a pornógrafos y distribuidores de warez, están los que hacen reseñas, crónicas y manuales. A ellos no les interesa lo que escriben, solo quieren describir una situación particular de forma impersonal. Si un día no tienen nada que postear, describen algo completamente técnico que conocen y ya. Desde “escriba una novela en veinte pasos” o “como instalar Linux”, hasta “construya una bomba casera con elementos de su cocina”.

A la mitad están los blogs como éste, que en realidad no aportan nada porque no quieren aportar nada. Nosotros estamos aquí para decir un monton de estupideces que olvidarás manaña. El tiempo invertido en escribir éstos blogs, se les cobra a los lectores con el tiempo que ellos pierden leyendo los posts (y no me pueden decir que no es cierto).

Luego, están los bloguers que no son nada creativos y se dedican a repetir texto que leyeron en otro sitio. Muchas veces, la fuente original termina por desaparecer y el fantasma de ese post excepcionalmente interesante queda suspendido en el ciberespacio. Claro, que sea de interes no significa que sea bueno.

Detras de todos, están los que escriben diarios íntimos. Ellos deben pensar en sus cabecitas algo como “¿qué? ¿no tengo nada que escribir? ¡Ya se! ¡Narro los pasajes de mi vida y pensamientos más íntimos! ¡Al fin que a todo mundo le importa!”. Lo extraordinario es que, eventualmente, hay alguien a quien si le importa. Éstos bloguers consiguen fácilmente uno (o varios) de esos flamantes acosadores (Google stalkers) tan a la moda. Esos que se aprenden tu biografía, dirección y no dejan de ver las fotos que publicaste en tu sitio con los pantalones abajo (ellos). Claro, en el lado amable, tambien pueden solo tener un bully; alguien que se dió cuenta de que es muy fácil burlarse de una persona que escribe un diario público (muy, muy fácil).

Y los demás. Aquí es donde se ubican los blogs de un post que nunca despegaron y los que, si pudieran, te violarían con spam.

En lo personal, yo procuro quedarme en el nivel que me corresponde. Nada de publicidad, ni posts que contienen cosas como “hoy fue el día más feliz/triste de mi vida”, ni links de megaupload a porno asiático (ni de otros tipos), etc. A veces, intenta uno incluso escribir con imaginación, construir posts creativos que conlleven el espiritu del sitio. A pesar de ello, no es poco común que la falacia del accidente inverso se haga presente para jodernos a todos y destruir nuestra imagen pura frente al mundo.

Por eso el bloqueo de escritor de blog es tan banal, porque los posts no escritos ya son posts malos por defecto. Hasta los que no tienen blog se sienten capaces de un bloqueo como los nuestros, porque “¿qué tan dificil puede ser no saber que idiotez escribir hoy?” En las mentes de los que no conocen, “no supe que escribir” significa “no puse ningún comercial en mi descripción de como instalar la versión de desarrollo de tal software, que redacté despues de describir lo maravillosa que se ve mi novia en las fotos de la fiesta en la que me cortó la maldita”.

Esa idea se filtra hasta los autores. Cuando presiono a If para que escriba algo, de inmediato asume que va a escribir algo malo. Todavía ni lo tiene enfrente y ya puede ver lo asqueroso que va a ser (el post). Yo mismo imagino a Lovesan escribiendo su texto tipo diario íntimo: “Querido diario, hoy abandoné a la novia de mi amigo. Quedó embarazada, pero no vale tanto como para que se lo mantenga”. Otro más: “Querido diario, hoy tuve sexo salvaje con la hija de mi jefe. Me siento culpable, no toqué a la esposa”. Bueno, igual y eso no sería tan malo leerlo. Ya me estoy riendo.

Entonces, ¿qué chiste tiene escribir mañana? Seguro voy a escribir otra barbaridad como ésta. Basura es y basura será.

Tags: , ,

Un típico verano en el siglo XXI

Posted in Colaboradores, Personal, Tlacaélel on June 24th, 2010 at 6:57 by Tlacaélel

Hoy, queridos lectores, voy a contarles una historia sobre algo que me sucedió hace un par de días.

Fue ésta semana, en una de tantas noches tormentosas de principios del verano. Me encontraba yo sentado en mi viejo sillón, fumando una pipa de buen tabaco y leyendo mi correspondencia. Desde el salón principal se podía escuchar la lluvia golpear las ventanas del corredor con rítmica sincronía. Junto a mí, mi viejo y fiel sabueso descansaba apacible. El viento soplaba con el ímpetu de un huracán, chocando con tal fuerza ante el portón de mi enorme y vieja casa que, por un momento, consideré invitarlo a entrar con tal de acabar con su desesperado embate.

Tenía yo mi mente posada en la tormenta, cuando la sorpresa me hizo fijar mi atención en la misiva que tenía en las manos. Provenía de un remitente conocido. Una sola mirada al nombre, despertó en mi mente destellos de un pasado lejano, de otro mundo. Vi recuerdos de una realidad perdida por el tiempo y los despojos de viejas añoranzas. Decenas de sueños que alguna vez considerara tan valiosos, resultaron ser ingenuidad cristalizada en fantasías.

Con mano temblorosa abrí el sobre y me dispuse a leer el texto. Sonreí para mi mismo con nerviosismo; la emoción me había privado del control sobre mi expresión facial, que normalmente mantengo seria. “Controlate”, pensé, al tiempo que echaba una primera mirada a ese par de párrafos que tenía enfrente. Lo que leí, me sorprendió.

Me empecé a reir tanto, que se rompió la fantasía. De pronto, ya no había sabueso, ni casa enorme, ni sofa viejo, ni tabaco ni nada. Era medio día, estaba sentado en una silla vieja de mi casa, en mi cuarto de 2X4 m^2. El sabueso, era en realidad un montón de ropa sucia dentro de un bote de basura. La correspondencia no estaba tanto en mi mano como en una pestaña del navegador web en mi computadora, abierta junto a otros exponentes de la alta cultura (Hochkultur, para ser más preciso) como One Manga o Lifehacker. El sonido de la lluvia se había convertido en el estereo del vecino, tocando una de esas tantas canciones de reggaeton que no saben hablar de otra cosa que de traseros y el movimiento de los mismos. La pipa llena de tabaco, era una bolsa de aluminio llena de frituras con olor a queso (y salsa). Ah si, y yo estaba desnudo (ese día me había dado flojera vestirme). Lo peor de todo, la lesión en el brazo del joystick volvía a dolerme. La frase culpable de desvelar la realidad: “eres bien chido porque tienes trabajo”.

Eso es tan enfermo a tantos niveles. En primera, porque no tengo trabajo. En segunda, porque estoy haciendo lo posible por no conseguirlo (i.e. quiero seguir becado para el doctorado). Ademas de todo están las quejas de If, que me ha comentado como (desde su particular punto de vista) su trabajo le está chupando la vida y él se está convirtiendo en un cascarón vacío, a medida que sus compañeros depredan su dignidad (como una perra de prisión). Lo más chistoso, es que a él le han dicho que es bien rifado por trabajar donde trabaja. Y no, no trabaja borracho tomando fotos a super-modelos desnudas mientras, a intervalos, lo ponen a tocar solos de guitarra eléctrica para un grupo de heavy metal (creo). Como sea, tal vez él no haga eso (no trabaja en Google) pero si tiene trabajo…a mi no se porque diablos me lo dijeron.

Lo más, más, extraño de todo, es que todo encaja con las exigencias de algunos miembros de mi familia y uno que otro integrante de mi grupo (no tan inmediato) de conocidos, que directa e indirectamente me han dicho “deja de estudiar y ponte a trabajar”. Es como si la vida hubiera cambiado de táctica. Antes intentó forzarme con críticas, ahora intenta convencerme con elogios. Pasó de “que perdedor” a “mira, vas a ser una pistola”. Me inquieta que después le vaya a valer madre y me inscriba al primer trabajo esclavizador chupa-relleno que caiga…pero bueno, me preocuparé de eso cuando el CONACYT deje de mantenerme (el otro mes).

En lo personal, creo que es dificil medir si eres un ganador. En primera, ¿qué ganaste? Más bien uno vive y ya. A veces estás contento y casi siempre no. En cualquier caso, el chiste es seguir haciendo cosas interesantes y no estancarte haciendo algo aburrido veinte años (yo no quisiera ni un año). Al menos eso creo.

Tags: , ,

Así que ésta es mi vida…

Posted in Colaboradores, If on June 9th, 2010 at 23:13 by If

Maldita sea. Encontrar un título para un post se me ha dificultado mucho, y escribir un post más. Curiosamente estaba escribiendo este post antes de leer el post del mono Arturo, así que me dió ideas para agregar algunas cosas.

El otro día caí en cuenta que el lugar donde vivo avanza muy lentamente o yo ando acelerado. Quería yo comprar un helado y la vieja (literalmente) que estaba antes que yo en la fila estaba decidiendo qué helado pedir. Yo esperaba impaciente mi turno para pedir el helado pues ya sabía el sabor, y la señora tardaba y tardaba. Entonces yo solo pensaba estupideces (lo cual no es raro en mí). Recordé la frase de Abe Simpson: “¡Rápido! que me hago viejo”, y después de un rato en que las cosas seguían pensé: “apúrese señora, o no le va a alcanzar la vida para degustar del helado” y me reí solo.

Posteriormente analizando las cosas me di cuenta que yo soy el que está mal. Despierto temprano, trabajo todo el día, y cuando finalmente quiero hacer cosas simples como comer, ver una película en el cine, comprar en una tienda, etc. Todo está cerrado, hasta los pinches centros comerciales. Si, mi vida es un asco completo. Entonces uno piensa: “¿qué estoy haciendo mal? (a parte de seguir vivo)”. En otros tiempos estuve ilusionado (pobre imbécil) con una chica que me parece (aún) muy linda. Mas ya entendí que las mujeres pueden aceptar a los feos pero los imbéciles no somos aceptados, y menos si somos las dos cosas.

Seamos sinceros, no he sido bueno en nada en la vida. Siempre he olvidado cosas. De hecho una de las frases más comunes que se me escuchaba decir en la carrera (y hasta hoy en día) es: “Ya se me olvidó”; luego el mono Lovesan (el original… creo) encontraba graciosa esa situación. Los trabajos y exámenes se me dificultaban un poco más que a los demás… y olvidaba las cosas una semana después. Otra que me caracterizaba también, y aún hoy, es que siempre he sido irreverente e imbécil. Al menos desde la preparatoria. Luego siguió la maestría: un desastre. Luego como un año donde “falta película”. Lo que recuerdo son los viajes que hicimos. Al final siempre terminábamos haciendo estupideces y riendo mucho. Bueno, nada especial. Así que dije: haré algo estúpido pero que me haga menos imbécil o que la gente diga este tipo está mal de la cabeza. Así que si, dejé de tomar café. Y es que es raro. Arturo mide (o media hasta hace poco) su ingesta de café por tazas. Yo no medía cuánto café bebía. Solo sé que lo bebía como agua; por ejemplo si me daba sed era lo que había a la mano, me bebía de la oya hasta saciar mi sed, o si era medio día tomaba café para merendar o si fuera antes de dormir tomaba mucho café con uno o dos panes, etc. Bueno, la cosa es que decidí dejar de tomar café para no ser tan imbécil. Ahora me han hecho ver que no hay diferencia entre si salvo a una mujer o la violo, si salvo a un niño (jajaja, ni en sus sueños) o lo mato de una forma cruel y graciosa, terminaré siendo un imbécil. Al menos conseguí mi lo segundo que podía ser, las personas piensan que estoy mal por no tomar café. Incluso el otro día una zorra estaba invitándome un café del Italian Coffee con la condición de que fuera por el de ella y su bola de amigos, era un café gratis y como dice el mono Arturo: “gratis hasta las puñaladas”, mas le dije: “no tomo café”. La zorra se sorprendió por el hecho de que no tomara café y se molestó por no hacerla de su mmmm… ¿esclavo? El punto es que no tomo café. Y no es como dice Arturo que valoro mi vida o la de los demás. Recordemos que soy el imbécil que hace de una caminata por las calles solo por “la ruta de la muerte”, más de una vez han estado a puno de atropellarme, no conduciría semidormido y a mas de 100 k/h, entre tantas otras cosas que hago y ponen en riesgo mi vida. Y lo he pensado, la vida en sí no es mala más bien son las decisiones que he tomado las que han hecho la vida (al menos mi vida) miserable.

Quizás también sea que pocas veces tomo las soluciones fáciles, pienso que lo que cuesta traerá una satisfacción mayor. Pero veo que las personas que llevan una vida simple son mmm… ¿felices? o al menos lo aparentan. Por ejemplo, recuerdo que cuando iba a entrar a la universidad hice exámen en donde vivía, en la BUAP y en el Politécnico. Al final tuve que decidir en cuál quería quedarme. Y bueno, ya saben me quedé en el Politécnico. Hoy pienso: si me hubiera quedado en casa hubiese tenido todo y no habría que comenzar de cero: conocidos, casa, familia… bueno no todo, novia no pero quizás con el tiempo… bueno no. La chava que me latía (aún). Se fué a Puebla pude haber optado por ir hacia allá y habría tenido una posibilidad… bueno ya, tampoco. Pero no, al final viví en un basurero por más de 4 años y terminé con una vida miserable, siendo un imbécil y sin novia. Bueno, a ya dos años de haber terminado la ingeniería, nada de eso ha cambiado.

En fin, dejemos los lloriqueos para el fin de semana que tengo algo de tiempo libre. Repito, en esta ciudad no hay mucho que hacer cuando tienes tiempo libre. He escuchado que muchos van a la capital y hacen su vida (social) allá: estudian, trabajan, consiguen novia, matan, violan, etc. Pero siguen viviendo aquí. Y bueno, cada historia que uno escucha. Por ejemplo, el otro día me platicó un mono cómo entró a trabajar a la empresa, fué como una versión menos gay del trabajo nocturno del Padre Amauro: el tipo trabajaba en Telmex, y un día estaba trabajando en una esquina e iba pasando por ahí un ingeniero, jefe del departamento de Telecomunicaciones, en su camioneta y le dijo: “¿quieres trabajar para mi empresa?” Imaginé la escena y me reí mucho: el mono contesta que si y se sube a su camioneta.

Luego que a un imbécil le prestaron un auto y cerró el vehículo con las llaves dentro… bueno ya, fué a mi al que le pasó. Pero ya saben: “no se burlen, pueden tener un hijo así”. Debo dejar de hacer ese chiste, la otra vez se la apliqué a la novia de Amauro y la respuesta que recibí pareció alarmar mucho al Padre Amauro, fué algo gracioso. Pero no tienes que preocuparte de nada Amauro, sabes que lo hace para ponerte celoso, nunca ha pensado en engañarte y menos conmigo.

Maldigo a los dentistas y a los médicos. Los primeros me estafan y hacen perder mucho tiempo y los segundos me prohíben el veneno. Estaba yo en una fiesta a la que llegué por error y me quedé porque tenía hambre y había comida. Es muy raro eso de las fiestas, no asisto a muchas, en especial las familiares. Bueno, luego de terminar de comer me dí cuenta de que había cometido un gran error al asistir. Yo solo me quedé porque de verdad tenía hambre. Pero bueno, cuando terminé solo quería irme de ahí. Pero la persona con la que iba no tenía las mismas intenciones. La cosa es que nos quedamos y comenzó a platicar. Entonces escuché una historia que me pareció graciosa. Resulta que el tipo fué a ver a un dentista a que le sacara una muela, pero el dentista le sacó la muela del otro lado y no la que era, el tipo muy molesto regresó para que le sacara la muela adecuada; lo anestesió y le sacó la muela correcta, con el pequeño detalle de que también le quitó un pedazo de lengua (ahí yo reí) pero como estaba anestesiado, no lo sintió hasta que terminó el efecto. Regresó más enojado y le dijo al dentista: “¿qué le pasa me cortó un cacho de lengua?” y el dentista le dice: “Ay, perdón, es la segunda vez que me pasa” a lo que el mono sin lengua le contesta: “ya jubílese”, le faltaba un mes para jubilarse y se murió de un paro cardiaco. No sé por qué, pero me causó mucha risa.

Bueno, ya. Lo que el mono Arturo está esperando que cuente. Comienzo a creer que Dios quiere mandarme a la cárcel. Hace un tiempo conocí a una chava, está guapa sin exagerar… bueno, bueno no me voy a poner exigente. La situación está en que con ella podría cumplir el sueño que tuve hace 6 años: tener una novia de 17 años. La diferencia es que hoy en día terminaría en la cárcel por ese pequeño detalle. Con esta historia demuestro que Dios se sigue burlando de mí. Ya había pasado un buen tiempo desde la última vez; por si fuera poco, dentro de dos meses se va la chava a Pachuca a estudiar, y vivirá allá. La suerte de siempre. Luego, la semana pasada, llegó una chava al trabajo. Uno no puede dejar pasar desapercibida a esta chava. Entonces, me armé de valor luego de pensarlo mucho y… no le hablé. Más tarde escuché que está haciendo servicio social, que tiene 16 años, solo para reafirmar que no tengo posibilidad alguna si quiero seguir fuera de la cárcel.

La última vez que vi a Amauro recordó el incidente de “la muerte de los globos”. La vez que pintamos nuestros rostros en unos globos y luego con un fierro golpeamos los globos y luego dijimos que el orden en que se rompieron es el orden en que moriríamos. El primero creo que fué Paco. Ahora Oswald tiene la idea de que es el orden en que nos casaremos (solo para burlarse de algunos de nosotros creo yo). En cualquier caso no le conviene. El es el segundo. Y todo cuadra: Paco ya tiene esposa y Amauro ya tiene esposa, digo novia. Lo chistoso con Amauro son las historias que se cuentan de él. Suena razonable lo que hace lovesan, cuando se liga a una chava, se liga también a sus hermanas (de la chava) y cuando la chava se descuida también a las primas de la chava. Amauro tiene una metodología diferente: tampoco se conforma con ligarse a la chava, no, también se liga a la mamá de las chava y a su papá (de la chava). Y a veces ya la chava ni le interesa se va directo a la mamá, pobre mujer es como una cebra con la pata rota frente a un león joven, jaja. Bueno, a lo que voy con tanta estupidez, es que dudo que sea el orden en el que nos casemos, creo que es el orden en el que moriremos. Y se me ocurrió algo. Con eso de la muerte de los globos, ¿por qué no hacemos una tontina o dos? Una para el último que se case y la otra para el último que se quede vivo. Solo recuerden: “Solo uno puede firmar con una X”.

Abe_Simpson_Army

No entiendo la ironía o lo raro que pueda dar el hecho de que me haga llamar “IF”. Irónico es que Lovesan siempre quiso ser o tener una marca registrada o único o algo así, y ahora hay dos, y él está perdiendo la pugna por ganar el título Lovesan.

Bueno monos, ahí luego.

Nota: Para quienes son fanáticos de los simpsons o al menos seguidores un tip para recordar lo que es una tontina “el último en morir se queda con esos bonitos dibujos” o “El primero en irse fue Toto, le dió una hernia por cargar las cajas”.

Tags: , , ,